El Nostradamus español

Por Pablo Alonso.

Los años van pasando y parece que la hegemonía de Alemania se va implantando y expandiendo en Europa, aunque esto ya lo dijo algunos años atrás el denominado “Nostradamus español” o “Nostradamus en el Empordà” Alexandre Deulofeu, quien cursó estudios en Farmacia y Ciencias químicas, entre otras cosas, y fue alcalde de Figueras durante el periodo de la República.  No obstante, su método no tenía mucho que ver con el que empleó el francés cinco siglos atrás. Recordemos que, el método que empleaba Nostradamus, consistía en la realización de ejercicios espirituales e ingesta de grandes cantidades de nuez moscada, que fomenta las alucinaciones (no hagáis esto en casa), para posteriormente inclinarse sobre un cuenco de agua manchada con tinta, cubriendo su cabeza con un paño que evitaba que entrara la luz. Tras meditar, entraba en un estado de trance y la “magia” tenía lugar. Pues bien, Alexandre Deulofeu, se basaba en otro tipo de métodos y teorías, concretamente lo que denominó: Teoría de la Matemática de la Historia.

nostradamus

Deulofeu defendía la idea de que la evolución de las civilizaciones era cíclica, con lo que todas ellas pasaban por una serie de fases o ciclos, equivalentes a los ciclos naturales de los seres vivos. Cada civilización crecería, se desarrollaría y, finalmente, se destruiría, pasando por unas fases intermedias de fragmentación, unificación, etc., lo que se produciría en una serie de ciclos de 1.700 años, no llegando más allá de los 5.100 años. En cuanto a lo que a los imperios respecta, 550 años era el plazo de vida que le daba este “Nostradamus español”.No está muy claro cual era su método ni cómo ajustaba los datos para hacer sus predicciones matemáticas, pero vamos a pasar a exponer algunos de sus vaticinios cumplidos y que sean los lectores los que juzguen.

Alexandre Deulofeu

Entre algunos de sus logros se encuentran el haber predicho la derrota de Hitler en la II Guerra Mundial, lo cual hizo en 1941; pero también dijo que el fin de la URSS acaecería antes de finalizar el siglo (XX), lo que llevaría a la unificación alemana, dándose en 1989 la caída del muro de Berlín y, en 1991 la desintegración de la URSS. Según él, la desintegración del bloque comunista no afectaría en absoluto a los países satélites, que continuarían con dicha estructura, refiriéndose concretamente a China.

En 1974 anunció que el Mercado Común (UE) quedaría bajo el poder germánico, lo cual, como comentaba al principio del artículo, parece hoy bastante evidente. Hay otras tantas predicciones, pero aquí sólo quiero exponer una muestra de ellas. Se podría pensar que él simplemente se dedicó a hacer una serie de propuestas y que hemos sido los demás, con el paso de los año y los acontecimientos, los que hemos querido ver el acierto en sus predicciones. Lo curioso es que él, a diferencia de Nostradamus, no se basó en ningún tipo de visión.

¿Y qué nos espera en el futuro?

Según él, el imperio español llegaría a su ocaso en el 2029, cuando la lucha entre el poder centralizado y los distintos pueblos hispánicos se encuentren en un punto álgido, lo que traería consigo la desintegración de España. Lo mismo ocurriría en otros países como Francia, Reino Unido, etc. Ante este periodo de caos, Alemania, que se encontraría, según Deulofeu, en la plenitud de su periodo imperial, asumiría la dirección de Europa, convirtiéndose en el garante de su estabilidad a cambio, por supuesto, de la renuncia a la soberanía del resto de territorios.

Alexandre_Deulofeu_-_Imperio_espanol

Al otro lado del “charco”, durante el siglo XXI, EEUU desarrollará una sociedad cada vez menos democrática, lo que traerá una fractura social y les llevará a un enfrentamiento con China. Ante este periodo de caos, países como Argentina, Uruguay o Brasil, se convertirían en la esperanza de la humanidad. Esto son sólo algunos ejemplos de lo que nos espera.

Volviendo a la teoría de las matemáticas, en definitiva, Deulofeu, afirmó que, el conocimiento de los ciclos permitiría a la humanidad organizarse y alterarlos, buscando que el cambio se hiciera pacíficamente, y no de forma violenta. La desintegración de los imperios y la liberación de los pueblos sometidos, daría lugar, en última instancia, a la conformación de una Confederación Universal de pueblos libres, donde se supone que la influencia y la categoría de cada uno de ellos sería similar Supongo que es una idea bonita esta última, aunque no sé si llegaremos a saber si, efectivamente, será así, dados sus cálculos, o si se dejó llevar por sus inquietudes sociales y humanas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s